Opinión

Todo por una puta caja: los mecanismos que explotan jugadores

“Un turno más” es la premisa del Civilization. Un juego que casi todos jugamos y que a casi todos nos dejó entramados, clavados en la silla por “un turno más”, hasta darte cuenta que ya son las 3 de la mañana, perdiste todo el día y ahora Ghandi te está tirando bombas nucleares.

Qué linda experiencia de un juego que solo necesita ser bueno para llevarte a un mundo diferente, lejos de la realidad y los problemas; por horas, a veces incluso días. Todo es bello, todo es lindo, hasta que llega esta mierda:

Cajas, containers, cofres. Los comprás, te llegan en medio de la partida, te dan recompensas aleatorias y todos tus amigos pueden verlo. Microtransacciones con algoritmos diseñados para que esa recompensa que tanto buscás, esté tapada en un mecanismo que hace todo lo posible para que gastes, gastes y gastes.

¿Querés esa mira para tu rifle? No te preocupes, en vez de tenerla en el juego de 60 dólares, te la venden en cajas que pueden o no tener eso que tanto buscás. No importa que ya pagaste, no importa si no te gusta, no importa si sos adicto al juego o si sos menor: siempre podés gastar más dinero. Las empresas lo saben, los desarrolladores lo saben y los expertos en marketing también. Activision-Blizzard, EA, Valve y tantos otros (sí, incluído Wargaming), dedican mecanismos exclusivos para beneficiarse de las tendencias adictivas de sus jugadores.

“¿Pero cómo?”, te debés estar preguntando, rascándote furiosamente la cabeza intentando entender este desastre. Hagamos un poco de memoria.

Hace unos años, empezaron a surgir los temibles “DLC”, descargas de pequeño contenido que aportaban al videojuego a cambio de pequeñas sumas de dinero. Luego, evolucionaron hasta su punto de mayor infamia de la mano de EA Games con “Mass Effect 3”, quitando finales y una parte crucial de la historia bajo una pared de compras virtuales. ¿El precio final por la experiencia completa del Comandante Shepard? Superior a los 100 dólares, una ganga.

Más tarde llegaron las “microtransacciones”, elementos robados del mercado móvil, por la cual se intercambia dinero por una progresión más rápida dentro de un videojuego; claramente abusando de la falta de paciencia de los jugadores. Estas microtransacciones no venían solas, sino que parasitaban en el juego original, generando mecanismos para frustrar al jugador y motivarlos a que gaste más dinero del que ya había gastado por el producto original. ¿Un ejemplo? Dead Space 3, también de la mano de EA Games.

En el 2016 y por 60 dólares, llegó Overwatch, el éxito de Activision-Blizzard que se benefició de la venta de microtransacciones. Pero estas microtrasacciones venían con una pequeña vuelta de tuerca: el producto que querías comprar ahora venía dentro de una “caja” virtual que contenía otros productos similares. Al abrirla, tenías una pequeña chance de obtener el producto que deseabas. En resumen: apostabas por el producto que querías.

Llegamos al 2017 y el desastre se hizo presente en su forma más repugnante. Llega Call of Duty WW2 con un mecanismo diseñado para exprimir a sus clientes hasta la última gota, sacrificando cualquier tipo de ética o moral.

Junto a un muy buen (y desalmado) equipo de marketing, crearon un sistema por el cual tus “cajas” ahora caen en el medio de las partidas, frente a otros jugadores que también obtienen recompensas al observarte ganar premios. Generando así, este ambiente en el cual hay espectadores y apostadores que pueden cambiar de rol en cualquier momento; abusando de la intriga, la curiosidad y motivando a otros a gastar por recompensas. Ya no es sobre obtener una ventaja, ya no es sobre la chance, ahora es sobre crear una cultura de apostadores.

Untitled
No es casual, esta captura de pantalla de Call of Duty:WW2. Otorgan recompensas por observar a otras personas apostar.

Y quizás te parece bien. “Hay que ser tarado para gastar en eso. A mí no me afecta, entonces no me molesta”, debe pensar alguno. Yo prefiero pararte un poco y decirte que no. La ludopatía (adicción al juego) en muchos casos no es algo tan sencillo como mirar a otro lado. Tampoco está bien insertar a menores en este tipo de prácticas (recordemos qué tipo de público predomina en el multijugador de Call of Duty), quitándoles dinero, abusando de ellos que dilapidan dinero en chances. Los casinos pueden emplear videojuegos, pero los videojuegos nunca pueden ser casinos. No hay que naturalizar las apuestas depredadoras.

Tampoco Gaijin le pudo escapar a esto. War Thunder tiene cajas hasta para ir a cagar. ¿Iniciaste el juego? Acá tenés una recompensa aleatoria. ¿Jugaste un par de partidas? Acá tenés otra recompensa aleatoria. ¿Te querés ir? No. Acá tenés otra recompensa aleatoria, fijate qué cerca estuviste de conseguir ese avión premium que tanto querés. NO TE VAYAS.

Untitled
El formato, el diseño, los colores. Vos también podés ser un ganador. ¿O no?

Wargaming no podía ser menos, World of Warships muestra un abuso muy claro de sus jugadores a la hora de emplear su sistema de “containers”. La diferencia, quizá, es que el juego es gratis y se sostiene con la venta de microtransacciones. Sin embargo, el mecanismo sigue siendo el mismo: ocultar recompensas aleatorias detrás de una pared de experiencia. Si el jugador quiere tener una chance de tener un premio, debe juntar 2.000, 12.500 y 37.000 puntos de experiencia. ¿De qué forma pueden apurar este proceso? Comprando tiempo Premium.

Entonces jugás una partida más. Salís una vez más con tu Cleveland para juntar esos puntos que te quedan. Jugás, a veces incluso con desgana, por la posibilidad de tener una recompensa buena. Ya ni siquiera lo hacés por la seguridad, sino por la chance. Sacrificás tiempo por lo que puede ser, por el potencial. Jamás para beneficio propio, sino para beneficio de una empresa que abusa de tu confianza, mentalidad y personalidad con el único objetivo de mantenerte aferrado al teclado, clavado frente al monitor. Todo por una puta caja.

¡A la mierda hacer productos que merezcan ser jugados! Esto es el 2017 y en una industria llena de falsedades, el entretenimiento es mentira también. Eliminaron las recompensas directas y ahora son aleatorias, depredando en aquellos que tienen personalidades adictivas. Además venden ediciones únicas a los que preordenan, ofrecen DLCs escenciales para la experiencia completa y ¿encima mantener un constante ingreso a costilla de menores y adictos? ¡Por supuesto! ¿Quién carajo necesita un corazón?

Tenemos un poco de culpa, nos devaluamos solos. Pero ellos son tan buenos en el marketing que ni nos dimos cuenta. Quizás es hora de recuperar un poco el control. Votá con el bolsillo, el 2017 fue un año repleto de obras majestuosas de arte; Nier: Automata, Cuphead, Horizon: Zero Dawn, Hellblade: Senua Sacrifice y tantos otros. Andá con ellos, después de todo, un buen juego es como una buena mascota: te quieren por lo que sos y no por lo que tenés.

____________

¿Te gusta lo que escribo? Seguime en Twitter en .com/Adam_Vulpes para estar al día con mis notas e intercambiar opiniones.

Anuncios

9 comments on “Todo por una puta caja: los mecanismos que explotan jugadores

  1. Zerifer

    Sabia que el call of duty WW2 era el peor de todos por mucho , pero no sabia eso de los espectadores , las verdad que es repugnante . Y ahora que me pongo a pensar es verdad , todos los juegos online estan sacando ” Cajas” con recompensas aleatorias y demas boludeces , y obviamente es un abuso total del cual no me habia percatado

    Le gusta a 1 persona

  2. FiEsTa

    Jajaja como en south park

    Le gusta a 1 persona

  3. lisandro83

    y falto poner los 2100 dolares para destrabar todo el contenido de battllefront 2 de EA o bien podes jugar casi 5000 horas, que ni no lo haces es problema tuyo como dicen los defensores de un juego que todavía no salio y hasta tuvieron que dar marcha atras.
    Esto se termina cuando los países le pongan el freno en las ventas y salgan con el cartel, “juego de Azar” y el cartel apto para mayores de 21 años. Como puede que pase en Bélgica y despues la bola de nieve

    Le gusta a 1 persona

  4. Ricardo_Rommel

    Muy buena nota, como en Tankrewards que hay una caja misteriosa con paquetes de consumibles mierda (extintores, toolbox y botiquín x3) y al final te ofrecen la posibilidad de tener un E25 lo que te hace estar pegado en el ordenador para ver si te sale el valiosísimo tanque premium….

    Le gusta a 1 persona

    • lisandro83

      en el peor de casos prefiero el leveo enfermo dentro de lo posible, a pone guita o no sale como esta haciendo EA. 4000 horas es una vida. ni yo juntando los 3 wg llego ni a la mitad.
      El abuso de las cajas se da cuando se puden o mas bien se tienen que comprar, en el Failplanes pusieron cajas y el premio mayor se podia sacar comprando cajas o comprando el avion en cierto punto las cajas eran un problema porque no te daban nada aun sacandola la jugando, pero si querías el premiun tier 8 que se armaba con el dropeo de las cajas, lo comprabas y a la bosta

      Le gusta a 1 persona

  5. alejandromagnoo

    antes podías comprar el “coso” (skin o la mierda que fuese) a “X” cantidad, era una compra 100% justificada, osea querias algo y ese algo lo comprabas, ahí todo bien, independientemente si te gustará el juego o el “extra”.

    Ahora te toca comprar una caja que “PUEDE” tener el coso que quieres (generalmente no lo tiene) y a saber cuantas veces debes comprar la mugre caja para que te toque, vamos un sinsentido. El asco y repudio que me da esta clase de sobreexplotación en los videojuegos es terrible.
    Lo interesante es que ya hay un gobierno investigando si estas cajas deberían considerarse y reglamentarse bajo las mismas obligaciones que los juegos de azar, osea… no falta mucho para que el gobierno clasifique las cajas como 18+ ( osea, cobrarán impuestos y se limitará el acceso a los niños) y se les acaba la gallina de oro para estas prácticas tan aberrantes.

    Propicios días !

    Le gusta a 1 persona

  6. Phozas

    Esto ya lo hicieron el año pasado en WoT con las cajitas de Navidad, las bolas del árbol y las probabilidades de que te saliera un tier 8 premium en alguna de las cajitas.
    Este año supongo que volverá.

    Los que ya peinamos alguna cana, no deberíamos tener problema para saber hasta dónde podemos llegar y lo que queremos gastar, pero es cierto que hay que proteger a los menores (y a las carteras de sus padres) de estas aves de rapiña porque puede pasar que en un futuro nuestros hijos o alguno de sus amigos, tenga un grave problema de adicción al juego. Espero que las autoridades pongan coto a estas prácticas.

    Le gusta a 1 persona

  7. Esto sin ser gammer lo viví cuando compartí una experiencia de juego en Lineage II durante Navidad hace años y ahí se podía ver la estafa de las cajas de navidad “premios por tiempo limitado” aunque de seguro en una fase embrionaria a lo relatado acá donde ya es un mercado aceitado de DLC´s. Cualquier analogía a Los Simpson no puede ser pura casualidad: “lavadoras automáticas visibles o lo que hay en esta caja” tanta veces tomadas a broma…son muy bueno manipuladores: la creencias en las expectativas, el ventajas permanentes frente a una cultura de la frustración funcional al consumismo…

    Le gusta a 1 persona

  8. Federico

    Simple por mas que tiente, no gasto en el juego. Si logro algo buenísimo y sino que se lo metan donde no les da el sol.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: